LOADING

Type to search

Cine-TV

“Bukowski, Born into this” John Dullahan (2004).

nofunmagazine.com 10 meses ago
Share

Oh, si

hay cosas peores

que estar solo

pero a menudo tardamos décadas

en darnos cuenta

y más a menudo

para cuando te enteras

ya es demasidado tarde

y no hay nada peor

que

un demasiado tarde

(Charles Bukowski)

Indispensable documental, por descontado de obligada visión para todos los fans del viejo Hank y también para todos los amantes del arte en general, e incluso para los no incluidos en esas dos categorías.

Bukowski, Born into this” se estrenó en el 2043, su director John Dullagan recopiló y filmó material de Bukowski durante casi siete años y finalmente lo editó, en lo que es hasta ahora el más completo documental realizado sobre el escritor. Tanto por el tratamiento y montaje, no hay narrador, la historia la cuentan los propios protagonistas, como por la calidad de material, estamos ante una obra casi imposible de superar.

El propio Bukowski  nos explica  en primera persona su vida, su forma ver el mundo y su arte. Entre  él mismo, su última mujer Linda Lee, su editor John Martin, amigos varios, desde famosos como Sean Pean hasta compañeros de la oficina de correos, admiradores, con Tom Waits entre ellos y ex-novias, se va tejiendo un rico retrato sobre la personalidad del genio. De una forma honesta, sin trampa ninguna ya que no se huye de la misoginia, ni de la violencia, ni de su atroz infancia, ni de sus miedos o inseguridades. Un documental que más que al artista busca explorar al ser humano.

Bukowski de origen alemán, nació después de la Gran Depresión, las contínuas palizas paternas forjaron su carácter (dice que su padre fue el mejor profesor de literarura posible: le enseñó el dolor sin sentido y sus zurras, a usar las palabras justas para decir lo que quería) y en cuanto pudo se escapó, vagabundeando y sobreviviendo a salto de mata por todo el país, hasta su regreso a Los Angeles varios años después. Un kafkiano empleo en correos le permitió seguir escribiendo poesía, una poesía que sistemáticamente rechazaban publicar todas las editoriales y revistas del país. Pero el éxito llegó, tarde pero llegó, y supuso un punto de inflexión en su vida, la cual no dejó de explorar nunca en su literatura. Ese es otro de los logros del poeta y novelista: nunca se acomodó y siguió escribiendo y escribiendo sin cesar hasta el fin de sus días.

Para no destripar ningún gran momento no comentaremos nada más, sólo señalar ese lángido acento de Bukowski al hablar, esa subyacente musicalidad con la que se expresa. Genio y figura, el viejo indencente.

Consejo amistoso a un montón de jóvenes

Id al Tíbet.

Montad en camello.
Leed la Biblia.
Teñid vuestros zapatos de azul.
Dejaos barba.
Dad la vuelta al mundo en una canoa de papel.
Suscribiros al Saturday Evening Post.
Masticad sólo por el lado izquierdo de la boca.
Casaos con una mujer que tenga una sola pierna y afeitaos con navaja.

Y grabad vuestro nombre en el brazo de ella.

Lavaos los dientes con gasolina.
Dormid todo el día y trapad a los árboles por la noche.
Sed momjes y bebed perdigones y cerveza.
Mantened la cabeza bajo el agua y tocad el violín.
Bailad la danza del vientre delante de velas rosas.
Matad a vuestro perro.
Presentaos a Alcalde.
Vivid en un barril.
Partíos la cabeza con un hacha.
Plantad tulipanes bajo la lluvia.

Pero no escribáis poesía.

(Charles Bukowski)

 

 

Tags:

Leave a Comment

Your email address will not be published. Required fields are marked *